¡Viva la discrepancia!

Lo que más profundamente molesta a los enemigos
de la Universidad es el ejercicio de las libertades
democráticas de reunión, de pensamiento y
de expresión dentro de nuestra comunidad.
 Ciertamente, la Universidad aún no ha dado al
pueblo todo lo que debe darle pero su marcha es
ascendente y eso no sólo se dice sino que se
comprueba diariamente.
 ¡Viva la discrepancia, porque es el espíritu de la Universidad! ¡Viva la discrepancia porque es lo mejor para servir!

Javier Barros Sierra, 1968 
Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

La verdad

 
 
Hay una cosa superior y más
grande que la libertad y que
la patria misma: la verdad.
 
              Javier Barros Sierra
Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

“No escribo para agradar, sino para desasosegar”, manifiesta José Saramago

  • El premio Nobel portugués presentó en Madrid su novela más reciente, Caín

  • No escribo para agradar, sino para desasosegar, manifiesta José Saramago
  • El aborregamiento en la sociedad actual llega a extremos inconcebibles, subraya
  • La Iglesia es como los perros de Pavlov, pues ante un estímulo de inmediato corre, dice
Corresponsal
Periódico La Jornada
Martes 3 de noviembre de 2009, p. 5
 

Madrid, 2 de noviembre. Con semblante sereno, la lucidez y la mordacidad intactas y el físico y la salud mejores que hace un año, cuando bordeó la muerte, José Saramago se presentó en Madrid con su nueva novela bajo el brazo: Caín, la cual ya despertó la ira más furibunda e inmisericorde de la Iglesia católica y de la derecha europea.

El Nobel de Literatura portugués prefirió obviar las diatribas contra su obra y persona, y revelar a sus lectores un hallazgo íntimo y reciente: Yo no escribo para agradar ni para desagradar. Yo escribo para desasosegar.

En menos de un año, y después de haber sido rescatado de la muerte por su mujer y traductora, Pilar del Río, Saramago ha publicado tres libros: El viaje del elefante, novela en la que reflexiona sobre la muerte a través del accidentado viaje del paquidermo Salomón; El Cuaderno, recopilación de sus reflexiones y ensayos publicados en su blog, y Caín, novela en la que recupera el Antiguo Testamento para emprender un viaje irónico y singular en cuyas páginas merodea su profunda animadversión por el dogma moralista y castrante de la Iglesia católica.

La novela la presentó en Portugal el pasado 19 de octubre y desde entonces han ocurrido dos hechos destacables: se ha convertido en el libro de más venta en la historia reciente del país, con una primera edición agotada de 130 mil ejemplares, y la segunda, ha despertado la ira de la Conferencia Episcopal Portuguesa y la derecha política, que no sólo piden su excomunión, sino que renuncie o le renuncien su condición de portugués.

Pero el libro, como él dice, pretende únicamente abrir un debate sobre el dogma, las ideas unidimensionales, el status quo y la violencia que nos carcome a diario como civilización.

Somos tan crueles como Dios

Saramago, de 86 años e ironía afilada, se presentó en la Casa de América de Madrid con un hallazgo vital: “Hay una pregunta que persigue a los escritores ¿por qué escribir? Como decía el filósofo griego el movimiento se demuestra andando, y la razón de escribir en el fondo no es más que eso: escribir. Pero hay otra pregunta más compleja, ¿para qué se escribe? Y eso depende del punto de vista. A lo mejor yo hace unos cuantos años no sabía decir para qué escribía, pero ahora lo tengo bastante claro.

“Yo no escribo para agradar ni para desagradar. Yo escribo para desasosegar. Algo que me gustaría haber inventado, pero que ya lo inventó Fernando Pessoa, El libro del desasosiego. Pues a mí me gustaría que todos mis libros fuesen considerados libros para el desasosiego.”

Saramago consideró que vivimos un momento delicado por el aborregamiento que prevalece en la sociedad actual y que llega a extremos inconcebibles como mantener en el poder a un personaje como Silvio Berlusconi, quien encarna en su persona y en su administración el resurgimiento del fascismo.

En cuanto a las críticas que ha recibido por su libro, Saramago lamentó sobre todo la falta de misericordia, la impiedad de la Iglesia y sus apologetas, que condenaron la novela sin siquiera haberla leído.

“Claro que una institución como la Iglesia católica –que sobre todo no quiere ser desasosegada– no estará nada de acuerdo en que le quiten su tranquilidad milenaria para que todo siga igual, y para que nada se discuta, y si toco en las partes sensibles y una de ellas es la interpretación de la Biblia.

La Iglesia es como los perros de Pavlov, que cuando recibían un estímulo inmediatamente corrían, reaccionaban.

Entonces recordó cómo en los tiempos de la Inquisición no era sorprendente que un inquisidor que acababa de quemar a una bruja o a un homosexual –a un comunista no, porque entonces no los tenían– se iba a su casa, se sentaba en su sillón y se ponía a leer las poesías de San Francisco de Asís. Es una paradoja que un hombre con las manos manchadas de sangre se ponga a leer un poema que expresa un lenguaje universal, como el poema del Hermano lobo. Y encontré en mi cabeza una respuesta: el hombre es así, no puede llamar hermana a la oveja porque la oveja está ahí para ser comida, dijo.

Saramago reflexionó sobre su propia muerte: “La muerte no me importa. Pero sí me afecta desde un punto de vista muy egoísta, porque es finalmente el estar y ya no estar. Eso es la muerte: el haber estado y ya no estar. Que estaremos en la vida futura, puede que sí. Pero lo que no puedo aceptar es que alguien me diga que mis pecados los pagaré en el infierno y que ahí me quedaré por toda la eternidad. Crueles somos nosotros los hombres que concebimos la pena perpetua… Tan crueles como Dios somos los seres humanos. La idea de que Dios creó al hombre a su imagen y semejanza se invierte; nosotros hemos creado a Dios a nuestra imagen y semejanza”.

También develó que el libro en el que trabaja partirá, como es habitual en su obra, de un supuesto improbable: todas las personas que trabajan en la industria armamentista se ponen en huelga por una cuestión de principios, por evitar que la humanidad se siga desangrando. Todo el mundo tiene armas y en todas partes se habla de la importancia de matar, al mismo tiempo que se banaliza el asesinato. Y no intento salvar a la humanidad, simplemente me basta con salvar mi propia conciencia y que los lectores se dejen desasosegar profundamente. Eso es lo que necesitamos.

 

http://www.jornada.unam.mx/2009/11/03/index.php?section=cultura&article=a05n1cul

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Las izquierdas

Las izquierdas
Por Sergio Aguayo Quezada
 
Se acabaron las excusas. O las izquierdas mexicanas empiezan a reformarse pronto o seguirán deslizándose por el resbaladero de la irrelevancia. Como en Italia.

La Asociación de Académicos Daniel Cosío Villegas de El Colegio de México organizó un ciclo de conferencias con líderes de los tres principales partidos. Por la emergencia sanitaria se pospuso el ciclo de "¿A dónde va la izquierda?" hasta después de las elecciones de julio en las que, como sabemos, se desplomó el Partido de la Revolución Democrática (PRD). El proyecto ya se reinició y aunque sólo han hablado Cuauhtémoc Cárdenas y Jesús Ortega ya hay bastante material para un comentario que contextualice y enmarque lo que sucede en esta parte de la geometría política.

Cárdenas y Ortega hicieron, cada uno a su estilo, una disección a fondo del PRD que coincide, en líneas generales, con lo escuchado de otros dirigentes. Se reconfirmó la desorganización de un partido que ni siquiera sabe cuántos militantes tiene; la carencia de un programa alternativo que atraiga y entusiasme a los jóvenes y a las múltiples expresiones de la izquierda; los enfrentamientos por diferencias de fondo, por cargos y presupuestos o por las secreciones de hígados descuidados. En síntesis, fue la descripción de un organismo achacoso y desorientado por haber ingerido usos y costumbres de lo que alguna vez combatió.

Hay causas objetivas para la introspección autocrítica. Cada elección se está convirtiendo en un suplicio que puede convertirse en agonía porque en el horizonte se avizora la amenaza de un PRI que, desde el estado de México, prepara el asalto a la capital, la joya de la corona perredista. En algunas delegaciones la batalla será tan brutal como lo que sucederá en el 2010.

Reaparecen las promesas de enmiendas. Además de los planteamientos hechos en las dos conferencias mencionadas me han llamado la atención los refrescantes planes que tiene Clara Brugada para Iztapalapa (entrevista con Alejandro Almazán en emeequis, 12 de octubre del 2009), lo aprobado durante el encuentro del fin de semana de Nueva Izquierda y la iniciativa del Frente Amplio anunciada la semana pasada. Se reunifican el PRD, el PT y Convergencia para competir juntos en los comicios electorales de aquí al 2012. No sólo eso, sino que prometen acercarse a intelectuales, universidades, profesionistas, organizaciones sociales y empresarios.

Me gustaría que el Frente Amplio tuviera éxito porque una parte de la sociedad es de izquierda, porque revitalizaría una democracia alicaída y porque mis impulsos masoquistas me hacen coquetear con la idea de volver a cruzar un emblema de esa corriente (este año anulé mi voto). En las condiciones actuales veo casi imposible que las intenciones de voto por el candidato a la Presidencia que postulen alcancen, en enero del 2012, aquel 40 por ciento que seis años antes tuvo Andrés Manuel López Obrador. Pero más allá de las cifras, es inaplazable destrabar los nudos que impiden el desarrollo de la izquierda mexicana. Menciono tres de los más importantes.

Las izquierdas partidistas son vulnerables por su divorcio con la ética pública. Resulta inconcebible que un partido que promete defender las libertades civiles, la justicia social y el medio ambiente tenga una adicción tan fuerte por el dinero público. Resulta lastimoso ver cómo se despedazan algunas tribus y dirigentes por los presupuestos o los cargos, o la forma majadera en que exigen empleos públicos para alimentar a clientelas con frecuencia mediocres.

Vendría luego la urgente elaboración de un programa que contemple una mejoría en su gestión gubernamental y el retiro de esa naftalina que impregna una política internacional más propia del baúl de los recuerdos. Seguimos esperando una mezcla de teoría y práctica para el siglo XXI; es decir, una propuesta atractiva y convincente para todos aquellos sectores que fueron distanciándose de partidos que se fueron degradando o que no lograron convertirse en alternativa.

Dejo para el final el asunto más espinoso: la permanente tensión entre el liderazgo carismático e institucional. Un contraste clarísimo es la exitosa experiencia del Partido de los Trabajadores brasileño. ¿Cómo reconciliar a Andrés Manuel y su movimiento con la izquierda institucional existente y con los actores que en teoría debieran incorporarse? La respuesta tal vez esté en que se creen las condiciones para que se experimenten diferentes respuestas a las expectativas y a los retos actuales.

No hay fórmulas mágicas pero un dilema clarísimo. Ya no basta la evocación del heroísmo pretérito, lo que cuenta es la respuesta concreta a las necesidades del hoy y al mañana. De eso dependerá el inicio de una auténtica refundación o la autorreclusión en las mazmorras de la irrelevancia.

En http://www.sergioaguayo.org pueden dejar comentarios, leer la entrevista a Clara Brugada y ver los videos con las presentaciones hechas en El Colegio de México (ya está disponible la de Cárdenas).

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Narro: recortar el gasto, malo para la UNAM y para el país

Grave deterioro en México si hay más recortes en educación: Narro
 
Armando G. Tejeda
Corresponsal

Madrid, 20 de octubre. El rector de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), José Narro, advirtió hoy que si prevalece la tendencia a reducir año con año el presupuesto destinado a educación superior –como sucede con el gobierno actual– será muy malo para México, que camina, pero no al ritmo que se debe avanzar.

En los preparativos de la ceremonia de entrega de los premios Príncipe de Asturias, que este año reconoció la trayectoria e importancia de la máxima casa de estudios en comunicación y humanidades, Narro también lanzó un mensaje de futuro: La UNAM y su comunidad han estado y estarán en la defensa de la democracia, la justicia social y la lucha contra la ignorancia.

El Círculo de Bellas Artes de Madrid fue el escenario elegido por el rector y su nutrida delegación para agradecer a autoridades, catedráticos, intelectuales y ex alumnos que desde su atalaya trabajaron en favor del reconocimiento a la UNAM. Su trayectoria de 456 años y la impronta que ha dejado en la ciudadanía –incalculable en términos numéricos– la han convertido en patrimonio cultural de la humanidad y en una de las instituciones mexicanas de mayor proyección y prestigio internacional.

Narro se hizo acompañar por antiguos alumnos de relieve o ex rectores que a pesar de su avanzada edad cruzaron también el Atlántico, como Guillermo Soberón, Octavio Rivero y José Sarukhán. En la ceremonia de entrega del galardón –el próximo viernes en el Teatro Campoamor de la ciudad de Oviedo– se espera la presencia de otros ex universitarios y docentes, como el antecesor de Narro en el cargo, Juan Ramón de la Fuente.

Cobertura de 50%, el reto

El rector aceptó que a pesar de los reconocimientos y elogios que la máxima casa de estudios recibe en el plano internacional, tiene numerosos problemas que resolver y retos que afrontar, como el asunto del presupuesto necesario para lograr en 10 años una cobertura de 50 por ciento en educación superior; actualmente el índice es de 27 por ciento. México debe comprometerse de manera más intensa en dos grandes campos: por un lado, en lo que se refiere a la formación de recursos humanos. Necesitamos mejorar nuestra cobertura y hacerlo de forma importante. Tenemos poco tiempo y nos estamos quedando atrás, así que debe haber autocrítica nacional también en este terreno.

Narro fue muy crítico con la visión a corto plazo en épocas de zozobra económica como la actual. Los problemas puntuales y las crisis financieras van a pasar, pero la inversión que no se haga y el deterioro que se pueda generar en la parte de la ciencia, la cultura y las artes serían gravísimos para el país. Así que creo que en la Cámara de Diputados se deberá reconocer que México tiene problemas, pero, precisamente por esas dificultades, la salida no es ajena a la investigación, a la formación de recursos humanos, y no es ajena al apoyo a la cultura. México lo ha hecho en otros momentos y lo deber hacer ahora. Yo espero, deseo y le pido a la honorable Cámara de Diputados y al Congreso que aporten lo que necesita México en estos campos."

Cuestionado sobre los efectos que tendría en el país en general, y en la UNAM en particular, si continúa la tendencia que lleva el gobierno de Felipe Calderón de reducir el presupuesto en educación superior, Narro respondió: sería muy malo para la UNAM, para la educación superior pública y la investigación científica, y muy malo para el país. Está clarísimo que las naciones que no están haciendo la inversión correspondiente se están equivocando. Y nosotros nos estamos quedando atrás. Caminamos, pero no al ritmo que se debe avanzar, mientras que otros están haciendo un esfuerzo superior al nuestro.

Entre las áreas que serían fortalecidas, en caso de que los diputados aprobaran un incremento de los recursos, Narro citó los proyectos que tiene la UNAM con otras universidades públicas de México para aumentar la cobertura de los programas de educación a distancia; en el terreno de la investigación –dijo– hay un esfuerzo que realizar muy amplio; en humanidades, en ciencias sociales y en las ciencias económico-administrativas.

En relación con los momentos de incertidumbre que ha vivido la máxima casa de estudios en las últimas décadas y su presencia en la vida pública mexicana, afirmó: “La UNAM es una institución muy vigorosa, que desde luego ha tenido momentos complejos y difíciles. Ha estado ligada a la defensa de muchos de los valores fundamentales del país, como la libertad, la democracia, la justicia social, la lucha contra la ignorancia, contra el hambre, contra la enfermedad… Ahí ha estado la UNAM y ahí va a seguir estando. La UNAM y su comunidad representan una fuente muy importante de la conciencia nacional, la cultura nacional y su identidad.”

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

¿La guerra?

                                                                                        ¿La guerra?
                                                                                Por Sergio Aguayo Quezada

De entre la selva de adjetivos, alcanzan a distinguirse tres perfiles del conflicto: el ataque de Felipe Calderón al Sindicato Mexicano de Electricistas (SME) es lógico pero contradictorio; la mayor parte de la izquierda lo interpreta como una declaración de guerra; y son evidentes las paradojas y limitaciones de las partes.

En su discurso del domingo por la noche, Calderón parecía el fiscal que recitaba los errores y excesos de un peligroso asesino serial. Fue sólido su argumento sobre la urgencia de enfrentar la sangría causada por Luz y Fuerza (LyF) a las finanzas públicas, y cierto que el SME no podría presentarse en algún concurso de transparencia, eficiencia y honestidad. Sin embargo, fue mañosamente parcial que el Presidente callara la responsabilidad de la empresa y la hemorragia causada por los privilegios de la alta burocracia, los "regímenes especiales" que engordan las ganancias de los grandes empresarios y las arcas repletas de los sindicatos "amigos" del PAN y del PRI.

A Calderón también le faltó un programa que ubicara la desaparición de la empresa como parte de una limpieza a fondo del mugrero gubernamental. El cortoplacismo del mensaje presidencial se advirtió en una flagrante contradicción: se comprometió a "corregir las ineficiencias y los gastos excesivos en el propio Gobierno", cuando líneas antes había anunciado una indemnización generosísima que carece de racionalidad económica y que sólo se comprende como parte de un esfuerzo por ahogar las protestas en dinero público.

En el polo opuesto se encuentra el SME, un fiel espejo de nuestras izquierdas. Su historia confirma que, con algunas excepciones, cuando ocupan posiciones de poder no pueden o quieren impulsar prácticas modernizadoras que tomen en cuenta otros derechos. Hay tal "embrujo", tanto con los puestos como con los presupuestos, que se olvidan los principios y los programas. ¿Por qué será tan difícil conciliar el derecho de los trabajadores a buenos salarios y prestaciones, con el derecho de los usuarios a ser atendidos adecuadamente?

El conflicto que vivimos demuestra lo anterior. Abundan los pronunciamientos descalificando a Calderón y el neoliberalismo y pidiendo solidaridad para el sindicato. En ninguno de esos textos, o en los comunicados del SME, se hace un reconocimiento al maltrato padecido por los consumidores. Según cifras de la Procuraduría Federal del Consumidor, entre el 2003 y septiembre del 2009, Luz y Fuerza del Centro siempre ha estado entre las cinco empresas que más violan los derechos del consumidor (los otros cuatro son Telmex y Telcel, Elektra y la Comisión Federal de Electricidad).

Esto me lleva a establecer una similitud. Ni la izquierda tiene una propuesta que armonice diferentes derechos como parte de un programa de relación con una sociedad diversa, ni la derecha calderonista puede presumir de un plan integral de combate a la corrupción y los privilegios.

El futuro del conflicto plantea interrogantes asociadas con la historia de los antagonistas. Es normal que reaparezcan las viejas heridas porque es añeja la fractura entre izquierda y derecha, y porque todavía son recientes las heridas causadas por el proceso electoral del 2006. Por otro lado, es clara la debilidad de ambos. El gobierno se lanzó contra el SME con otros frentes abiertos. Sus opciones serían reforzar o deteriorar, según lo que pase con las izquierdas.

Al día de hoy no está claro si todas las dirigencias de las izquierdas movilizarán a sus bases sociales para respaldar a la élite sindical. Tampoco sabemos si los heterogéneos movimientos sociales del campo y la ciudad corresponderán a la solidaridad que siempre recibieron del SME. En la marcha de este jueves podremos medir el ánimo y las fuerzas. En tanto llega ese día, adelanto dos últimos comentarios: ojalá que se exorcice el reduccionismo que equipara a todas las izquierdas con Andrés Manuel López Obrador y que no olvidemos la geopolítica, porque los enfrentamientos tendrán como escenario la capital, un espacio geográfico dominado por la izquierda.

Mientras tanto, el PRI observa y medita sobre qué hacer sentado en el sillón de los pragmáticos. Otro ingrediente para la incertidumbre sobre el futuro. No sé si estamos en los prolegómenos de una guerra abierta entre derecha e izquierda. Tengo claro que sería irresponsable no autocuestionarlo.

 
La Miscelánea
 
 
Siguen vivos los espacios para la reflexión. Este miércoles 14 de octubre a las 12 del día en El Colegio de México (Camino al Ajusco 20), Cuauhtémoc Cárdenas inicia el ciclo de conferencias: "¿A dónde va la izquierda?", organizado por la Asociación de Académicos Daniel Cosío Villegas. Continuará en las próximas semanas con las exposiciones de Jesús Ortega, Marcelo Ebrard, Porfirio Muñoz Ledo, Amalia García y Andrés Manuel López Obrador. Para mayores informes http://www.colmex.mx
 
Colaboraron Alberto Serdán Rosales y Laura Ruiz Castro.

 
http://www.sergioaguayo.org

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario

Queman libro oficial de biología en Guanajuato

Queman libro oficial de biología en Guanajuato
Carlos García
Corresponsal
 

León, Gto., 4 de octubre. Integrantes de organizaciones afines al Partido Acción Nacional (PAN) quemaron textos de la Secretaría de Educación Pública (SEP), en protesta por el retiro de los libros de biología de la Secretaría de Educación de Guanajuato (SEG), que basan la educación sexual en el matrimonio, la virginidad y la abstinencia.

A las 11:30 de la mañana, unas 20 personas afiliadas a la Asociación Estatal de Padres de Familia, así como a las organizaciones Suma tu Voz y Coalición Ciudadana por la Familia y la Vida (Cofavi), se manifestaron con pancartas ante la presidencia municipal.

Calderón, escucha nuestra voz, nuestra opinión; el libro de la SEG sí, el libro de la SEP no, decían las cartulinas que portaban los manifestantes.

Después, la regidora panista de León, Hortencia Orozco Tejada, y la presidenta de Suma tu Voz, Lourdes Cázares, deshojaron ejemplares de libros de biología de primero de secundaria de la SEP, los cuales arrojaron a una tina de metal y les prendieron fuego.

¡Huele muy mal! ¡Huele muy mal!, corearon mientras las llamas consumían los textos federales, que presentan los órganos reproductores de la mujer y del varón, además de información sobre equidad de género, el uso del condón y otros anticonceptivos.

"Aquí (en los libros de la SEP) te hablan de muchos temas muy abiertos, muy relajados, con el punto de vista de muchos padres de familia que no ven al ser humano como un ser integral, sino como a un ser genitalizado, dijo la regidora panista.

 

La regidora panista Hortencia Orozco Tejada y la presidenta de Suma tu Voz, Lourdes Caázares, rompen y queman libros de biología de primero de secundaría avalados por la SEP, en León, GuanajuatoFoto Carlos García

Aquí (en los libros de la SEP) te hablan de muchos temas muy abiertos, muy relajados, con el punto de vista de muchos padres de familia que no ven al ser humano como un ser integral, sino como a un ser genitalizado, dijo la regidora panista.

Adelantó que recabarán firmas para exigirle al presidente Felipe Calderón y al secretario de Educación, Alfonso Lujambio, que respeten la soberanía de Guanajuato y permitan que se distribuyan los libros de la SEG.

La SEP, mediante los libros, está obligando a mis hijos a usar condón, cuando yo quiero que ellos no hagan nada hasta el matrimonio, dijo la presidenta de Cofavi, Beatriz Rodríguez.

Expresamos nuestro apoyo a la educación sexual basada en valores, y nos manifestamos en contra de imposiciones ideológicas y sin perspectiva de familia, afirmó la representante de Suma Tu Voz, Lourdes Cázares.

Hace dos semanas la SEP ordenó retirar los libros editados por la SEG, que no están autorizados porque no se apegan al plan de estudios para secundaria.

 

http://www.jornada.unam.mx/2009/10/05/index.php?section=estados&article=032n1est

Publicado en Sin categoría | Deja un comentario